Limpia manchas, la poética del marketing

Estoy en el #carrefour de San Pablo en Sevilla y al llegar a la última calle me encuentro de frente con este alicatado de cajas estilo árabe del detergente Ariel. En todas los demás pasillos hay un hilo musical y algo de ruido y sin embargo cuando cruzo la portada de los limpia manchas una tranquilidad temprana y un olor a suavizante invade mi cuerpo. Es como si el mundo dejara de existir dentro de ese alicatado de colores pasteles, como si todo lo demás no importara, como si ese instante de compra pareciera que fuéramos a ser rescatados del derrumbe que aguarda el resto de los pasillos.

Congelo en mi retina esta pausa de estantes y plásticos en el que me encuentro rodeada de mis padres. No existe un ápice de polvo sobre el envasado, ni un recipiente torcido ni un embotellado abollado. Solo estamos mis padres, yo y Ariel mirándonos desde las alturas como un Dios omnipresente que todo lo ve y perdona.

No existe el conflicto israelí-palestino entre estos muros. No existe España, no existe la Unión Europea, no existe la ONU ni los tribunales de justicia, tan solo limpia manchas y una fórmula química con extracto de lavanda que camufla el desamor entre la Coca-Cola clásica y la zero, entre los productos bio y las grasas saturadas.

Algo importante está sucediendo, parafraseando a Manuel Vilas, en este pasillo del Carrefour, pero no sé que és. No lo sé. De un momento a otro, vamos a arañar la felicidad.

ariel.jpg

La poética del marketing

Anuncios

La poética de mirar paredes #ARCOMadrid

Mi abuela me dijo una vez que lo importante en la vida era que nadie ni nada te quitaran las ganas de comer.

Pero en ARCO (Feria Internacional de Arte Contemporáneo) no se me han quitado las ganas de comer, al contrario, llevo horas alzando la vista, mirando paredes con las obras expuestas de cientos de artistas y aquí sigo, es casi la hora del almuerzo, tengo el estómago prácticamente vacío pero me resigno a irme. Es la poética de mirar paredes. Querer estar sin estar, viajar sin ir a ningún sitio. Amar lo que se hace. Fugarse.

De ARCO me quedo con la gente, miles de almas haciendo cola para ver arte y sus ceños fruncidos por entender las piezas. Algunos expertos hablando entre ellos de todo y de nada. Sin embargo, en tiempos donde la cultura y la libertad de pensamiento corren tanto peligro, merece la pena fascinarse por ver a las multitudes en este tipo de citas donde uno puede encontrarse obras que posiblemente vayan a ser censuradas por ser “políticamente” incorrectas. No hay nada más paradójico si tenemos en cuenta que la historia del arte está llena de grandes obras hoy reconocidas por ser precisamente en su día crítica y ruptura del poder político y social que intentó empobrecerlas.

Pero de ARCO no quiero quedarme con la anécdota, aunque cale hasta los huesos, sino con todas las demás piezas, argumentos, defensas de la alegría y melancolía, adornos y accesorios que intentaron abrir paso a la belleza en mitad de la rutina. Porque el arte y la creación es la capacidad de encontrar espacios de diálogos donde aparentemente creemos que no los hay. Como el poeta que dedica un verso a la silla desde la que se sienta a escribir cada día.

Y en este artífice de poesía y arte me quedo, sobre todo, con los retazos de las obras voraces que muchas galerías expusieron como la llamada “delinfinito” de Buenos Aires y que trajo cruzando el charco las reflexiones del artista Federico Manuel Peralta. El creador argentino, con una actitud irónica y sutil, manifiesta la eterna dualidad de amor/odio que tienen los creadores con respecto a su trabajo, el cual sigue llenando de glorias pero también de luchas. En esta l

Y es que cuando Dios le da a uno un don también le da un látigo, y el látigo, como ya sabemos que dice la cita, solo sirve para flagelarse. No debe preocupar, siempre y cuando no nos quite las ganas de comer, de crear, de amar y de pensar.

economia

arte

Obras de Federico Manuel Peralta. Buenos Aires. Argentina

Etiquetado , , , , , ,

Ciudades para leerlas: Oporto

“El milagro Lello”

He de reconocer que Oporto ha sido una de las ciudades con más encanto que he podido visitar en este último año, y creo que me ha llenado particularmente por pequeños detalles que quizás no supe encontrar en la capital lusa como el colorido de sus calles y la originalidad de las bodegas frente a la ribera, las casas naciendo del río Duero, la poética de sus viejos veleros intentando alcanzar su desembocadura o las reminiscencias de la arquitectura francesa sosteniendo el gran puente de Don Luis I, obra del mayor exponente de la Exposición Universal de 1878: Gustave Eiffel.

ribera duero

Imagen tomada desde una de las riberas del Río Duero

En los matices está la diferencia. Y Oporto está llena de ellos. Si durante el siglo XIX, Oporto supo abrirse por tierra a la modernidad cultural y europea. Hoy en día, la apertura de la ciudad lusa al mundo se lleva a cabo por medio del aire, y en concreto, por medio de su aeropuerto. Viajar y adentrarse en la antigua Oporto desde cualquier vuelo internacional ofrece confort para el visitante del siglo XXI. En el equilibrio entre lo bueno y lo malo (Aristóteles), lo viejo y lo nuevo perdura la belleza de esta ciudad que se abre al mar.

Librería Lello

En principio, Oporto parece tener todos los componentes para ser una ciudad de escritores y literatos de todas las épocas debido al carácter bohemio que recubre de tímido color las viejas fachadas con colgaduras de espumillón.

¿Pero, qué personaje literario pudo haber nacido en esta mágica ciudad de contrastes que teje puentes desde lo joven hasta lo viejo? En efecto, Harry Potter. El adolescente mago pareciera tener raíces portuguesas debido a que su creadora y escritora, J. K. Rowling, pasó largas temporadas trabajando como profesora en esta ciudad donde se cree que el mundo “Hogwarts” fue inspirado en la librería Lello. De ella me impresionó el cuidado al detalle de todos los elementos neogóticos esculpidos tanto en la escalera como en las paredes.

libreria lello ok

No obstante, el juego de luces que intenta crear un clima romántico en el interior del espacio Lello no termina de casar con la aglomeración de turistas que llena la entrada del mismo lo que produce la siguiente dicotomía en el amante de los libros y de la literatura universal:”¿Harry Potter ha venido para salvarnos?”. “¿El precio de cuatro euros por entrar a visitar el lugar es la salvación para los miles de libros que ordenan el interior?”. En mi visita a la librería, traspasada a diferentes dueños desde su fundación en el siglo XIX, al menos pude contar con doce personas trabajando: porteros, dependientes, cajeros, reponedores…”Harry Potter debiera ser el nuevo ministro de trabajo”, pensé.

Ante este hecho, existen muchas librerías espectaculares en España y en el mundo que no han corrido la misma suerte que la Lelllo y han tenido que echar el cierre. Ni la arquitectura ni el ambiente bohemio han hecho sobrevivir a estos refugios para el alma y trincheras para el invierno. En este sentido, este espacio de Oporto ha sabido aprovechar los puentes, intentar buscar el equilibrio de su viejo espíritu y reformular el negocio cultural… Y aunque algunos flashes de turistas estropeen la luz del interior, mantener una librería abierta es hoy en día un milagro. Por cierto que el dinero de la entrada es descontado si se compra un libro. Es el milagro Lello.

Crear el mar… En Coimbra

DSC_0408

Efecto mojado sobre tarima húmeda. Universidad de Coimbra.

La oportunidad de la lluvia está en el mar. Hacer dudar a la geografía. Tarea número uno de la poesía, el arte, la música… La creatividad. Convertir la tormenta en rayo, la ventisca en aire, los chubascos en gotas aisladas, las borrascas en anticiclones, y el interior en mar.

Portugal: espontaneidad con pies de plomo

1498077991379

Siempre había sentido curiosidad por viajar al país vecino pero hasta ahora no había tenido la oportunidad de conocerlo. Portugal impresiona por su cercanía geográfica, y sin embargo por la lejanía en sus formas.

Las calles que intentan empedrarse, muy tímidamente, de los baches políticos y catástrofes naturales (el terremoto de Lisboa o el incendio de Pedrógao Grande en junio de 2017) resumen en un fado toda la tristeza histórica que refleja la mirada de nuestros primos más terceros que segundos.

Pero Lisboa y Oporto se abren al mar, los ríos que las bañan transportan la luz hasta el interior y el color empieza a recubrir el gris de los edificios grises de la dictadura que acabó con una revolución de claveles. Precisamente de espumillón, albahaca, flor, graffiti y color espontaneo se intenta adornar el día a día del portugués….Aunque a veces cueste tanto conseguir el equilibrio con unos pies de plomo histórico.

Conventos derruidos pero restaurados al turismo, tranvías viejos con pasajeros… Portugal parece ser la eterna trinchera de una guerra que quiere, entre claroscuros, hacer de su personal melancolía un motivo de alegría.

Anatomía de ciudades

Anatomía urbana es un blog que nace para contar historias. Relatos, poemas, reflexiones, apuntes artísticos y textos inspirados en las ciudades donde nacen. También es el relato de la vida cotidiana hecha palabras. Su autora, una servidora, Esperanza Torres Martín, también periodista.

La lírica no solo existe en hechos puntuales de nuestras vidas como el enamoramiento, la muerte o el desamor. También existe una poética escondida en los vagones de un tren, en el deambular sin rumbo por la ciudad y en el vacío de los descampados. Los protagonistas de estos textos son las emociones y los sentimientos de los objetos que caracterizan los paisajes y las panorámicas de las ciudades tales como semáforos, farolas o kilómetros de avenidas. ¿Pero las baldosas de una calle pueden sentir dolor o alegría? Ellas no, pero quienes las pisan sí. Al fin y al cabo todos llevamos una ciudad, un barrio o una calle dentro donde hemos crecido y en sí vivido.  Los escenarios donde tienen lugar la sentimentalidad de la vida moderna son multicines situados en grandes centros comerciales, paradas de autobús y franquicias de restaurantes internacionales.  En cada uno de esos lugares hemos dejado una parte de nosotros, de nuestro tiempo y de nuestro sueldo. Somos ciudades, y ellas, nuestro reflejo.

Anuncios
desafiosliterarios.com

La web de los nuevos escritores.

SOPACONFIDEOS_

Economía para todos!

La Respondona

Blog sobre la pantalla grande y pequeña periodista respondona, Adriana Tejada

L'as cagao Lorrie Moore

EL BLOG DE LA GENERACIÓN TRAMBÓLICA

Delirios de lunes

Cada lunes un nuevo relato para empezar la semana con fuerza e ilusión.

Wanderlust...

While my coffee ends...

The Imagination of an Imaginary

Reflections of a little mind

ANATOMÍA URBANA DE PALABRAS

BLOG LITERARIO DE ESPERANZA TORRES

WordPress.com en Español

Blog de Noticias de la Comunidad WordPress.com